Porque ya no se puede soñar

La noche eterniza el momento en que recuerdas, incuba rostros y figuras que, al amanecer, quebrarán la realidad que te rodea.

La cotidianeidad nos corrompe y el único modo de salir de ella es trabajar por recordar; nunca olvidar el pasado para pisar firme en el presente, concientizar que estamos en un sitio prestado y que respiramos aire contaminado, ajeno, construir el futuro basados en el segundo que se aproxima, amenazante.

Tarea ardua abrazar al desencanto, volverlo parte de tu vida y, cuando haya perdido su utilidad, desecharlo, borrar con un paño las huellas digitales que se hallan plasmadas en la piel, en la tinta, en el papel que, nunca olvidarán un rostro sonriente, firme, pleno.

jueves, 29 de noviembre de 2007

Apenas la recuerdo y la cordura pierde la razón

Y a pesar que no debí hacerlo, lo hice, no sé qué desaté, pero en verdad, en verdad espero que sea algo bueno...

Y bien, yo ya dije lo que tenía que decir ahora, no creo que me contestes, pero tengo la esperanza que lo hagas...

Hoy, lo que te quiero decir lo dirán por mí, escucha...








*******

Bueno, yo no entiendo cual es la manía que tenemos por trabajar mientras estudiamos, siempre he pensado que, si bien es importante la experiencia, no hay porque dejarse llevar por la neurosis y reventarnos la vida intentando crecer más aprisa de lo que la biología obliga.

El hombre vive en promedio 70 años, estoy seguro q uno o dos no harán la diferencia en prácticamente nada, total, cuando uno termine de estudiar se pasará el resto del vida en la chinga d la chamba y se dará de topes en la cabeza por no haber disfrutado ese periodo encantador que representa el ser un estudihambre.

Por otra parte claro que comprendo a la gente que tiene que trabajar para poder estudiar, pero esa es otra historia y debe ser contada en otra ocasión ya que es una pena que uno se tenga q preocupar más por corretear la papa que por las calificaciones.

Supongo que todo se resume a lo mismo, nuestra incapacidad por vivir día con día. Vivo en una ciudad de locos con neuróticos en todas partes, pensando siempre en lo q pasará, en lo q vendrá, en q si el año nuevo será mejor, q si… bueno pues, supongo q me entiendes. Es una pena q los q no son neuróticos sean unos imbeciles que sólo se dedican a completar el ciclo, nacer, crecer, ver futbol o telenovelas, reproducirse y morir, caminando como caracoles sin concha por esta pinche ciudad que a veces quiero, las menos, y a veces odio.

Será por eso que la busqué, porque soy un neurótico y un imbecil, vivo atrapado entre el mañana y el futbol, no respiro sino humo de tabaco, alcohol evaporado y sueños echados a perder.

Me doy cuenta que he regresado a los párrafos cortos, no sé si eso responde a mi incapacidad, mi cansancio o a una secreta represión del verdugo que vive aquí y no me deja expresarme libremente. Para acabar pronto pues, no paro de contradecirme y ya estoy diciendo otra verdad, siempre y cuando sea una mentira, así que disculparán la sandez verbal de hoy ya que no sé que digo.

Me voy a dormir, pensando q es tarde, q mañana hay muchas cosas q hacer, claro después de ver futbol, y a sabiendas que quizá mañana despierte un poco más imbecil, esperando que me conteste, que en sus nubes grises aparezca la voz de Rockdrigo, de la Tota, del ratón Macias o ya de menos de jorge campos, y me resuelvan mi vida… patético sí, pero todos nos hemos sentido identificados con la incertidumbre y el sentimiento de protección… pero que necedad la de trabajar y estudiar…

4 comentarios:

fer dijo...

la verdad a veces me frusta no trabajar o no encontrar trabajo, aunque estes estudiando
saludos
nos estamos visitando

Baxer dijo...

el concepto del trabajo como algo cansado dificil y horrible es subjetivo, el asunto esta en encontrar algo que realmente te llene y sea tu vocacion y si puedes hacer eso antes de terminar de aprender a hacer pues esta excelente, ya empieza a buscar que te pagen algo por hacer este blog y veras a lo que me refiero. saludos.

Muerto desconocido dijo...

Naaaa, si me encanta mi trabajo, creo q el problema soy yo... jajaja

.... dijo...

que onda, solo pasaba a molestar un rarto y a mansarte un bexo ahora que si soy lacia..... jajaja